Mokuso, pronunciado "moh-kso" (黙想), es un término japonés para realizar meditación que significa "mirar en silencio hacia el corazón" aunque también se le atribuye la traducción de "reflexión tranquila". Es el concepto de un estado que se alcanza mediante el entrenamiento mental, unido a la relajación y respiración que, combinados con la postura adecuada. Nos permiten regresar al estado mental de un recién nacido carente de miedo, sin conocimiento de lo que es el estrés, el dolor, la duda, etc. Nos capacita para dejar la mente en blanco y concentrarnos para poder afrontar diferentes situaciones sin que emociones o dudas restrinjan nuestros movimientos.

    El Mokuso (Mushin No Kokoro) es la meditación concentrada que se realiza con la práctica del Zen, y que en el Budo moderno se practica en las ceremonias de saludo (Rei-Ho) al comenzar o finalizar una práctica de Karate y de Artes Marciales tradicionales japonesas, con el fin de “poner el espíritu en calma” antes de salir del Dojo para seguir con la vida cotidiana.
     
    Para realizar la meditación nos debemos situar en (Sei-Za), con la barbilla recogida, la nuca estirada, la nariz estará en la vertical del ombligo, los hombros caerán naturalmente.
     
    Colocados en esa posición correctamente, con nuestros músculos relajados, eliminando toda tensión, realizaremos una respiración lenta, larga y profunda, concentrados en la exhalación. Al mismo tiempo que ejerce sobre la región abdominal (Hara) –como centro de equilibrio y energía- un masaje sobre la parte inferior. En los ejercicios respiratorios, el aire se tomará por la nariz y se expulsará por la boca.
     
    A continuación, dirigiremos la atención hacia nuestra mente, y nos preguntaremos sobre cuál es nuestro estado de ánimo. Luego, nos encontraremos plenamente en el momento en que vivimos, hasta alcanzar una actitud receptiva y disponible, libre de las emociones y deseos del ego, de esa manera podremos reaccionar de una forma natural y espontánea. Todo este proceso lo realizaremos con los ojos cerrados para evitar estímulos exteriores, y percibir mejor las sensaciones interiores del cuerpo, tomando conciencia de sí mismo. La duración de la meditación deberá estra entre un par de minutos y puede llegar hasta una hora.
     
     
    A la hora de practicar Mokuso se combinan la postura corporal, la respiración y la concentración.
     
    La Postura 
     
    Podemos realizar mokuso sentados en una silla o incluso tumbados en el suelo (Ouchaku zazen). Sin embargo, la postura corporal óptima para realizar mokuso parte de seiza. Adoptaremos una postura cómoda, con los empeines pegados al suelo y la columna totalmente recta. Debemos estirar la espalda como si quisiéramos tocar el techo con la cabeza, retraer la barbilla ligeramente hacia atrás y hacia el pecho y dejar los hombros muy relajados. Si la postura aún es incómoda podemos sentarnos con las piernas cruzadas pero la columna debe estar completamente recta.
     
    En KYOKUSHINKAI, normalmente se dejan los puños apoyados relajadamente sobre los cuadriceps junto a las caderas.
     
    Según el Budismo Zen, el dorso de la mano izquierda debe descansar sobre la palma de la mano derecha. Ambos dedos pulgares deben hacer contacto en la punta formando una especie de ojo o cavidad frente al hara (bajo abdomen), como si fueran una prolongación uno del otro. Otra variante de las manos es colocarlas sobre los muslos en seiza con los dedos pegados y apuntando hacia dentro. Debemos cerrar los ojos o entornar los párpados con la mirada baja.
     
     
    La Respiración
     
    La respiración es la clave para realizar mokuso correctamente. Debe partir del abdomen y trabajando con el diafragma. Ha de realizarse en ciclos lentos y pausados.
     
     
    La inspiración se realiza con la nariz manteniendo la boca cerrada. Ha de ser lenta, relativamente larga y profunda pero no forzada. Hay que tratar de realizarla de forma natural y automática. Justo antes de llenar los pulmones, retenemos el aire un instante y lo soltamos.
     
    La exhalación debe realizarse con la boca ligeramente abierta. Ha de ser profunda, sin forzarla, y tratando de no soltar todo el aire que tenemos dentro para proceder con el siguiente ciclo de respiración. 
     
    Hemos de concentrarnos en todo momento en el movimiento del abdomen hasta que lo hagamos instintivamente. Controlando la respiración reducimos nuestro ritmo cardiaco y el estrés, las pulsaciones bajan y nos relajamos física y mentalmente.
     
     
     
    La Concentración
     
    Por último, centramos la atención en la mente. Hay que tratar de dejar la mente en blanco y alcanzar un estado mental sereno. Sin embargo, dejar de pensar es algo fácil de decir pero no tanto de hacer. Lo ideal es que nos centremos en la postura y la respiración para que la mente se concentre y nos lleguen la menor cantidad de pensamientos posibles. Los pensamientos que sigan llegando serán obviados hasta dónde sea posible, sin obsesionarnos con su significado. Todo el proceso se hará con los ojos cerrados o entornados para evitar estímulos externos y percibir mejor las sensaciones interiores de nuestro cuerpo y respiración. La inmovilidad del cuerpo ayudará a retener la mente. El Zen utiliza la metáfora de un mono atado a un pilar para representar este fenómeno; el mono representa a la excitación (mente) que queda paralizada al sujetarla al pilar (cuerpo).
     
    A la hora de realizar mokuso, es imprescindible establecer una rutina basada en una dedicación real a la meditación. No se deben esperar resultados inmediatos pero tras aproximadamente un mes de practica -de 15 a 30 minutos al día- notaremos una gran diferencia.
     
    El correcto Mokuso y sus beneficios llegan a través de su prática.
     
    Si la práctica es correcta, la energía positiva y la sensación de bienestar interior se convertirán en una parte indispensable de nuestro día a día.
     
     
     
    FUENTE: Wikipedia e Iko Catalunya.
     

    Masutatsu Ōyama

     

    Ōyama Masutatsu (大山倍達 Ōyama Masutatsu?, Julio 12, 1923 – Abril 26, 1994) Conocido popularmente como Mas Oyama, fue un maestro de Karate de origen coreano, y fundador del estilo Kyokushinkai.1 Nació Choi Yeong-eui (Coreano: 최영의 Hanja: 崔永宜). Zainichi coreano, vivió la mayor parte de su vida en Japón y adquirió la nacionalidad en 1964. Sus dos hijos viven en la actualidad en Corea del Sur. Fue asimismo alumno de la universidad de Waseda (equipo de Judo) llegando al grado de 4 dan, y miembro del equipo de karate- Do (estilo Shotokan), donde obtuvo el 2 Dan en la universidad de Takushoku en Japón. Posteriormente tras practicar el estilo Goju Ryu, y Daito Ryu Aikijujutsu (antecesor del Aikido) e investigar otras artes marciales como el muay thai, y el kung fu dio origen al karate estilo kyokushinkai.

    Nació el 12 de julio de 1923 en Wa-Ryong-Ri Yong-chi-Myon Chul Na Do, Corea del Sur. Su nombre de nacimiento Choi Young-Eui (최영의), pero cuando emigró a Japón adoptó el nombre japonés Oyama Masutatsu (大山 倍達), que es una transliteración de 'Baedal' (倍達). 'Baedal' fue un antiguo reino coreano conocido en Japón en aquellos tiempos como "Antiguo Choseon". 'Masutatsu' también puede pronunciarse 'baitatsu' en Japonés.

    Fue enviado a Manchuria para vivir en la granja de su hermana, debido a su rebeldía y a las continuas peleas con su padre, quien era considerado como líder de su comunidad, pero quien bebía mucho y golpeaba a su madre. A los 9 años empezó a estudiar una expresión sureña del arte marcial chino del chuan fa (el camino del puño o kempo, en japonés) o kung fu / wu shu. A la edad de 12 años volvió a Corea donde continuó su entrenamiento en artes marciales chinas. Más adelante viajó al Japón, a la ciudad de Tokio para convertirse en piloto, lo que no logró. Durante este tiempo empezó su instrucción en Boxeo occidental, lucha olímpica y Judo. Un día tras observar a unos estudiantes que estaban entrenando Karate, se interesó y fue a entrenar en este dojo, era la clase del maestro Gichin Funakoshi en la Universidad de Takushoku, donde él aprendió el estilo Shotokan de karate. Oyama, considerò al maestro Funakoshi, como la persona que le enseño la diferencia entre ser un peleador y llegar a ser un guerrero del Budo.

    Su progreso en su entrenamiento fue muy impresionante, a los 17 años él era ya un Segundo Dan, y a los 20 obtuvo el Cuarto Dan. Durante este tiempo se interesó seriamente en el Judo, alcanzando también el grado de Cuarto Dan. En este tiempo entró el Dai Nihon Butokukai, una academia de entrenamiento para el Ejército Imperial Japonés, que se especializaba en la guerra anti-guerrilla, el espionaje, el combate cuerpo a cuerpo, y con armas de fuego. Oyama estuvo 2 años en esta organización dentro del grupo de Nagano que se disolvió con la llegada de los países aliados al Japón, al final de la Segunda Guerra Mundial, en 1945.

    Posteriormente continuó su entrenamiento bajo la dirección de So Nei Chu, quien también era un ciudadano Coreano (de la misma provincia de Oyama) radicado en Japón, el cual era experto en el estilo Goju Ryu y discípulo del fundador del estilo en Japón, el maestro Chōjun Miyagi. Fue él quien incentivó a Oyama a emprender su retiro a las montañas para fortalecer sus habilidades técnicas y templar su espíritu. Fue acompañado por uno de sus propios estudiantes, pero después de seis meses de aislamiento, el estudiante huyó secretamente durante la noche. Oyama tuvo que continuar solo su vigoroso entrenamiento que llegó a ser aún más duro debido a la soledad. Fue en esos momentos que sintió deseos irresistibles de abandonar su entrenamiento y regresar a la civilización. Al saber esto el Maestro So Nei Chu le envío una carta a Sosai Oyama diciéndole que se afeitara una de sus cejas para suprimir su urgencia por regresar, debido a que esto le provocaría mucha vergüenza (dentro de la cultura oriental), y por supuesto que a Oyama no le gustaría que nadie lo viera bajo esas condiciones. Esto, junto con otras conmovedoras palabras lo convencieron para continuar con su entrenamiento, decidido a llegar a ser el más poderoso karateka en Japón, finalizó su entrenamiento después que 18 meses en las montañas.

    Unos meses más tarde en 1947, después de volver a la civilización, probó sus habilidades en la división de Karate en el primer Campeonato Nacional de Artes Marciales, del Japón en la categoría sin peso; torneo del cual salió campeón. Sin embargo, él sentía aún un gran vacío en su vida debido a que no había completado los 3 años de aislamiento en las montañas. Bajo estas circunstancias decidió dedicar su vida completamente al karate, fue así como comenzó otra vez su aislamiento de la sociedad, esta vez escogió la montaña de Kiyozumi localizada en la Prefectura de Chiba. Él escogió este sitio por su ambiente y su paisaje, los cuales producían un levantamiento espiritual.

    Desde entonces su entrenamiento llegó a ser extremadamente riguroso, 12 horas al día, siete días a la semana, no dejaba días de descanso. Su entrenamiento consistía en sentarse a meditar bajo las frías aguas de las cascadas, luchando con animales salvajes, rompiendo árboles y piedras del río con sus manos, usado los árboles como makiwara / superficie para golpeo, saltando sobre las plantas de lino, a medida que éstas crecían varios cientos de veces todos los días. En su entrenamiento diario incluyó también un período de estudio de los antiguos textos clásicos de las artes marciales basados en la filosofía Zen, y los escritos del famoso guerrero samurai Miyamoto Musashi. Oyama estructuró y perfeccionó no solamente un método de Karate propio, sino que también acondicionó su propia mente y cuerpo.

    Después de dieciocho meses de riguroso entrenamiento bajó de la montaña, completamente seguro de sí mismo, y sintiéndose capaz de tomar total control de su vida.

    En 1950, Sosai (o el fundador) Masutatsu Oyama comenzó a probar su poder combatiendo con toros. En total, él luchó con 52 toros, tres de lo cuales murieron instantáneamente, y 49 fueron despojados de sus cuernos utilizando un golpe de mano sable ejecutado con el borde de la mano o (Shuto). En 1957, a la edad de 34, casi perdió su vida en México, cuando un toro le alcanzó a cornear, pero a pesar de los pronósticos de los médicos se recuperó.

    En 1952, viajó por un año a Estados Unidos, demostrando su estilo de karate en vivo en la televisión nacional. Durante los años subsiguientes, Oyama aceptó todos desafíos que le presentaron, llegando a combatir con 270 diferentes luchadores, boxeadores y peleadores. La mayoría de éstos combates los ganó de un solo golpe de puño. Los combates nunca duraban más de tres minutos, y la mayoría duró no más de unos pocos segundos. Oyama llegó a ser conocido como "Godhand", una manifestación viva de una máxima de los guerreros japoneses "Ichi geki, Hissatsu", o ,"Un golpe, una muerte". Esta máxima representaba lo que el perseguía primeramente en las técnicas de Karate. Las técnicas complicadas de golpeo con pies eran secundarias para el (sin embargo también fue conocido por sus poderosas patadas altas).

    En 1953, Sosai Oyama abrió su primera sala de entrenamiento en el camino del karate, o dojo, este era un sitio cubierto de césped en Mejiro, (Tokio). En 1956, el primer Dojo verdaderamente oficial se abrió en un local ubicado atrás de la Universidad de Rikkyo. En 1957, ya habían 700 miembros, a pesar del alto porcentaje de abandono debido a la dureza del entrenamiento. Los estudiantes de Oyama consideraban seriamente la práctica del combate libre o kumite. En ese entonces, se tenían muy pocas restricciones, atacar la cabeza era común, generalmente con los pies, con el talón de las palmas de las manos o con los puños. Los agarres, luxaciones y lanzamientos eran también comunes en sus prácticas, así como el manejo de las armas tradicionales del Kobudo de Okinawa.

    Fue a raíz de un incidente en su vida personal, siendo atacado por un agresor armado con un cuchillo, cuando Oyama decidiría unos meses después prohibir los golpes a la cabeza o rostro en sus entrenamientos. El agresor que atacó a Oyama resultó gravemente herido por un golpe que le fracturó el cráneo. La técnica empleada fue el Uraken. Tras el suceso, Oyama fue detenido y encarcelado un tiempo acusado de Homicidio Involuntario. Desde ese momento, al regresar a sus entrenamientos, prohibiría tajantemente golpear de hombros para arriba en los kumite, aún llevando protecciones en las manos.

    En los años 60 y 70, la práctica se dirigió más hacia la parte deportiva tras la visita del maestro Oyama a Tailandia. Del antiguo arte y deporte de contacto del Muay Thai, Oyama trajo las patadas bajas con el hueso tibial, y algunas técnicas de golpeo con las rodillas. Tras un incidente más adelante en Japón, donde Oyama en un acto de legítima defensa dio muerte a un atacante con un puñal, mediante un golpe tipo "uraken". Decidió seguir con el contacto pleno, pero evitando golpear la cabeza o el rostro con el puño, o la mano abierta. Así, el Karate Kyokushinkai tomó el formato de hoy día en el que prevalecen las distancias cortas, los puñetazos al tronco, los rodillazos y las patadas altas en los combates. Así como la práctica de rompimientos y de las formas tradicionales o kata, en su aspecto tradicional.
    Estilo Kyokushinkai

    Kanji del estilo Kyokushinkai.

    En junio de 1964 Oyama crea su Sede Mundial, adoptando el nombre Kyokushinkai, que significa "Kyoku = lo mas alto, Shin =la verdad Kay = Juntarse , Asociarse . Desde entonces continuó esparciéndose hacia más de 120 países, llegando a ser una de una de las organizaciones en Artes Marciales más grandes del mundo.
    Fallecimiento

    El 26 de abril de 1994 en Japón, a la edad de 70 años, Sosai Masutatsu Oyama falleció de cáncer de pulmón, dejando a cargo de la organización al entonces 5º Dan Akiyoshi Matsui.
    Anécdotas y curiosidades

        Masutatsu Oyama ha sido considerado como uno de los más grandes héroes del Japón moderno; considerado aún hoy día por algunos como un dios viviente. Inclusive su vida y hazañas han sido retiradas en varias oportunidades en películas, dibujos animados, historietas y videojuegos.
        Entre sus legendarias proezas de cuentan la de luchar contra toros y derrotarlos solamente con sus manos, haciendo un total de más de 50 combates contra estos animales, a los que solía romperles los cuernos de un solo golpe de mano sable ejecutado con sus manos, para después romperles el cuello.

        Oyama fue representado por el actor japonés Sonny Chiba en la trilogía de artes marciales basadas en el manga (de Ikki Kajiwara, Jirō Tsunoda y Jōya Kagemaru) Champion of Death (1975), Karate Bearfighter (1975), y Karate for Life (1977). Oyama en persona también aparece en los dos primeros filmes.2 3

        En el año 2003 se filmó la película coreano-japonesa "Fighter In The Wind" basada en la vida de Oyama como un homenaje póstumo, la película fue muy exitosa, pero criticada en Japón por mostrar la xenofobia de la sociedad japonesa de aquella época.
        Masutatsu Oyama incluyó dentro de su estilo técnicas del arte marcial del boxeo tailandés tradicional o muay thai, como las patadas bajas a las piernas o low kicks / sune gedan geri y los golpes de rodilla hiza geri en ángulo, además de los golpes circulares tipo crochet del boxeo occidental.
        Oyama no era conocido por apoyar la lucha libre profesional japonesa o puroresu, pero uno de los luchadores profesionales más grandes de Japón, Akira Maeda, que además era miembro de Kyokushinkai, logró convencer a Oyama de que dejara competir a algunos de sus karatekas en sus eventos de lucha libre.
        Varios de los practicantes del estilo de karate de Sensei Oyama, el Kyokushinkai han participado y participan con gran éxito en el mundo de las competiciones de kickboxing, y en varios de los torneos de artes marciales mixtas, a nivel mundial.
        A finales de los 50, defendiéndose contra un ataque con cuchillo, Oyama fracturó el cráneo de su agresor golpeándole con la técnica uraken y le mató accidentalmente. Estuvo preso un tiempo debido a este incidente, acusado de homicidio involuntario.

    Matsutatsu Oyama y su costumbre de afeitarse la cabeza

    Desde hace tiempo los amigos de Mas Oyama sabían de sus excentricidades, eran conocedores de su afán por la superación personal. Un día se reunieron como de costumbre en un parque de Tokio, al verlo llegar se dieron cuenta que iba con la cabeza totalmente afeitada.

    ¡Mas! ¿qué ha pasado?, ¿te vas a retirar a un monasterio para estudiar Zen?

    Mas recordaba sus tiempos de infancia, al notar su cabeza libre de pelo. Era como volver a ser ese niño que está dispuesto a iniciar un nuevo aprendizaje.

     

    Ya veis – dijo riendo -. Creo que ha llegado el momento de emprender un nuevo rumbo. Me iré a la montaña para estudiar a fondo mi karate. No me volveréis a ver hasta que mi pelo vuelva a crecer, y me llegue a los hombros.

    Aunque los amigos de Mas seguían bromeando, sabían que cuando tomaba una decisión, era capaz de superar cualquier reto.

    Pasados un par de días, Mas cargo su mochila y emprendió su aventura en busca de un lugar aislado en plena natura.
    Estaba anocheciendo y vio un bosquecillo, en medio de este había un claro. Le pareció un buen lugar para instalar su campamento. La reluciente luna parecía darle la bienvenida, y el ruido de una cascada cercana, le daba una sensación de tranquilidad.

    Siendo una fría mañana de primavera, Mas observaba el entorno y vio que la naturaleza le ofrecía material para iniciar su entreno. En primer lugar escogió un árbol joven para iniciar su trabajo de endurecimiento. Colocándose en posición de kumite, flexionando sus rodillas y centrándose en su objetivo, lanzo un movimiento circular con su pierna, golpeando con la tibia al tronco que tenía delante. El impacto realizado le hizo apretar sus mandíbulas, para ahogar ese grito de dolor. Se dio cuenta que su preparación sería dura y exigente para conseguir su objetivo.

    “Tendré que trabajar mucho más de lo que creía”.

    La cascada cercana a su campamento, también era parte de su acondicionamiento. En ella meditaba cada día, soportando el duro impacto de su caída, controlando ese frio que entumecía sus músculos.
     Los días iban pasando y Mas quería aprovechar cada momento para ir mejorando. El calor que ahora reinaba volvía a ser otra variante para afrontar nuevos retos.

    Creo que hoy la temperatura subirá bastante – se dijo mientras todo su cuerpo estaba cubierto de sudor. Tengo que continuar y prepararme para cuando llegue el invierno.

    Cada día una de sus rutinas era correr, el suelo estaba cubierto de una manto blanco, pero este no era ningún impedimento para variar su trabajo. Al final del camino estaba la cascada de agua, se introducía en ella y practicaba sus técnicas de puño, golpeando contra esa pared liquida que caía con fuerza. Su voluntad y fuerza se iban incrementando día a día.

    Su entorno le abastecía del material suficiente como para buscar el reto diario. – Tengo que llegar a la cima de esa gran roca – se dijo, sabiendo que la nieve helada era algo que provocaría desestabilidad en cada movimiento.

    Sus saltos e impulsos para ir subiendo la roca, no siempre daban el resultado que buscaba, las caídas y golpes ponían a prueba su perseverancia. Pero sus movimientos cada vez mejoraban en estabilidad, hasta que llego a su cima. No contento con ello volvió a buscar la cima una y otra vez, dominando así su seguridad de movimientos. Esta meta conseguida le sirvió para buscar rocas más grandes y desafíos más extremos.
    Corriendo por el bosque encontró una roca suficientemente plana, donde practicaría sus golpes de puño. Antes de golpear directamente sobre piedra empezó a condicionar sus puños. Primero golpeando sobre tierra húmeda, después practico en guijarros. Encontró un tronco caído, utilizándolo como makiwara. Pasaron los meses, sus manos y pies se tornaron en mazas contundentes, con una piel curtida y encallecida.

    Su pelo iba creciendo, donde antes había una cabeza sin pelo, ahora se lo tenía que apartar de la cara.

    La práctica diaria de golpear esa roca plana, empezaba a ser un ritual, en ella se veía una parte más pulimentada, justo donde Mas clavaba sus nudillos.

    Fuerte, fuerte, más fuerte – este pensamiento constante lo mantenía concentrado.

    ¡Crac!, sintió un pequeño sonido y su puño no había sido. Miro fijamente la roca, observando que esa parte plana ya no era tal, una pequeña grieta marcaba el lugar donde Mas impactaba sus puños. Esto lo animo a continuar, incrementando su potencia en cada impacto. No daba crédito a sus ojos, la roca se partió en dos.

    Porque me ha pasado a mí, si me lo cuentan no lo creo ¡romper una roca con los puños!

    Pasando unos días Mas decidió volver a Tokio, recogió sus bártulos y retorno a la civilización.

    En un bar de Tokio se encontraban sus amigos, estos vieron a un individuo con mochila y pelo largo que se acercaba hacia ellos.

    ¿Mas? ¿eres tú? – este mostrando una sonrisa les hizo una señal, confirmando su acierto.

    Pasaron los días y allí se encontraba Mas, preparado para competir, inscrito en el primer campeonato de Kárate de Japón. Mas observaba a los competidores que iban a participar, venían de todos los rincones del país. El éxito estaba asegurado, los luchadores de más renombre de la nación serian sus rivales.
    Mas ahora con el pelo largo se lo tuvo que recoger y hacerse una coleta, para evitar que este le impidiera ver a sus adversarios.
    Los combates que iba observando le confirmaba que habían karatecas con un alto nivel, quizá tan bueno como el suyo.

    ¿Estaré suficientemente preparado para hacer frente a estos guerreros? – Se preguntaba al verlos pelear.

    Sus amigos lo zarandearon – Mas te están llamando desde la mesa central. Este fue rápidamente y le asignaron un tatami para su primer combate. En espera de su turno empezó a calentar.

    El árbitro central dio la señal para entrar al tapiz. Mas se coloco en su sitio y realizo el saludo ritual a su adversario. A la señal de inicio se coloco en guardia, subiendo sus brazos y flexionando las piernas para conseguir mayor estabilidad. El adversario adopto su posición de kumite. Empezaron a desplazar uno alrededor del otro, buscando la oportunidad para iniciar el ataque. Mas se percato del acercamiento de su adversario, momento que aprovecho para realizar un amago con la pierna adelantada y lazar contundentemente su puño atrasado. La técnica penetro con tal fuerza, que se escucho un crujido. El contrincante se desplomo clavando las rodillas en el suelo, con los ojos desorbitados y la boca abierta, intentando respirar. El público quedo desconcertado por la rapidez de ejecución y su contundencia, apenas el combate había durado unos pocos segundos.

    Al salir del tatami, los compañeros de Mas lo rodearon, felicitándole por su dominio. Pero este no estaba muy convencido.

    Mi ejecución no ha sido perfecta, mi respiración no estaba bien equilibrada.
    Venga Mas – dijo un amigo – No ha visto ni que técnica le ha ocasionado el K.O.

    Los combates se fueron sucediendo. El rumor de que participaba un luchador con una efectividad fuera de lo normal dio un atractivo especial al torneo. Sus combates se contaban por K.O.s, los contrincantes no llegaban al final del tiempo asignado. Ese joven Karateca de 24 años estaba barriendo a todos sus adversarios.
    Llego la final y allí estaba Mas. Este se coloco en la señal marcada en el tatami, saludando al árbitro y a su adversario. A la orden de inicio Mas adopto su postura de combate, sus ojos observaban al adversario, cualquier pequeño detalle podría significar una gran ventaja. Mas percibió que el contrincante confiaba demasiado en su movilidad y por ello tenía una guardia débil. En ese momento Oyama hizo un pequeño desplazamiento hacia la derecha para impulsarse hacia el lado contrario y golpear un gancho a las costillas con su puño izquierdo. El adversario izo una mueca y doblo el tronco, momento que Mas aprovecho para golpear de gancho con su puño derecho. Esta secuencia se repitió dos veces más, algo que provoco al adversario que bajara la guardia, momento ideal para subir esa pierna en un movimiento circular e impactar en la cabeza del contrincante. El hombre se desplomo, y aunque intentaba incorporarse le era imposible, los golpes de Mas fueron demoledores. El árbitro central declaro vencedor a MASUTATSU OYAMA.

    Tengo que mejorar, lo podría haber hecho mucho mejor – decía Mas a su amigo. Mientras estaban como de costumbre reunidos en su parque.
    Mas, nos has dejado a todos sorprendidos por tu trabajo – le contestaba su amigo.
    El torneo ha sido positivo – contestaba Mas -. Pero me he dado cuenta que todavía debo seguir mejorando. Los adversarios me han durado demasiado, tengo que buscar mayor efectividad.
    ¿Más efectividad? – exclamaba su amigo -, cuando has arrasado en el Torneo con más prestigio de Japón. Sin duda eres el mejor luchador del país.
    Supongo – replico Mas, con una mueca parecida a una sonrisa.

    Al día siguiente iban a celebrar su victoria, en el restaurante donde tenían costumbre de reunirse.
    Estaban riendo y comentando las anécdotas del campeonato, hablando de pequeños planes de futuro, haciendo tiempo hasta que apareciera Mas.
    Finalmente vieron a través de la ventana, como iba llegando. Al entrar al restaurante se sentó junto al grupo. Todos se quedaron mirando a Mas ¡se había afeitado de nuevo la cabeza!
    ¿Qué pasa Mas? ¿no me digas que….?
    Así es – dijo Masutatsu, antes de que su amigo terminara la frase – vuelvo a la montaña.

    La leyenda de Masutatsu Oyama continuaba creciendo.

    1º-Dedicaremos todo nuestro esfuerzo al desarrollo espiritual , intelectual y físico.

    2º-Nos mantendremos alerta en la búsqueda del verdadero camino del arte marcial , asi como en las enseñanzas de nuestros maestros.

    3º-Buscaremos con gran vigor cultivar un espíritu de abnegación.

    4º-Observaremos las regals de cortesia respeto a nuestros superiores y nos abstendremosde la violencia.

    5º-Nuca olvidaremos la verdadera virtud de la humildad.

    6º-Nuestros unicos deseos seran buscar la sabiduria y fuerza física y mental.

    7º-A través de la disciplina del karate Kyokushinkai , buscaremos el completo y verdadero significado del camino.

    Cartas a Sosai Oyama

    Sosai Oyama era mundialmente reconocido por su gran sabiduria y humildad. Por esta razón recibió gran cantidad de correspondencia de alumnos, curiosos e interesados en aprender de él. Sosai respondía a estas inquietudes, y las que consideró más interesantes dedicidió difundirlas.

    En la revista de la Organización POWER KARATE® existió una sección que se encargaba de publicar esta correspondencia y hacerla masiva, para que de ésta manera las enseñanzas fueran alcanzadas por todos quienes tuvieran acceso a la publicación.

    En esta página encontrará algúnas de las cartas traducidas que Sosai Oyama respondió, donde enseña a sus seguidores la Fislosofía del camino de la verdad:

     

    Carta 1: ¿Se debe aceptar un desafío?>

    Carta 2: ¿Muay Thai, el arte marcial más fuerte del mundo?

    Carta 3: creo que necesito el Budo | Carta 4: sobre Yoshida Kotaro Sensei

    Carta 5: Respecto al Oyama Dojo

    Carta 6: Si Kyokushin absorbe técnicas, sería más fuerte de lo que ya es! 

    Carta 7: No hay razón alguna para apresurarse.

    Carta 8: Constantemente me molestan!! 

    Carta 9: ¿Cómo conoció y que significa su esposa…?, Sosai

    Carta 10: ¿Kyokushin es el más fuerte?

    Carta 11: Kyokushin Karate no ha superado el espectro de la lucha callejera!

    Carta 12: ¿…Quién cree que sea el espadachín más fuerte de la historia? 

    Carta 13: Ueshiba y Takeda poseían técnicas, movimientos y habilidades que estaban al nivel de la maestría divina.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 1
    … ¿Se debe aceptar un desafío?


    SALUDOS, OYAMA SENSEI

    En uno de sus artículos, Sensei escribe respecto a que un hombre no puede carecer de coraje para aceptar el desafío de un oponente. Yo creo lo mismo; pero en la actualidad existen personas que llevan armas a una lucha, grupos de linchamiento y envuelven a sus familiares en estos conflictos.

    Aún con estos riesgos, se debe aceptar un desafío?

    SOSAI REPONDE:

    Existe una historia al respecto.

    Un sacerdote Taoista enseñaba a su discípulo el DO, el Camino de la Vida. El discípulo hacía muchas preguntas. Una vez le dijo:

    QUE CLASE DE PERSONA ES UN MAESTRO?

    Cerca de ellos, se encontraba un caballo en un camino cercano. Este caballo era conocido por ser muy salvaje y atacaba a todo aquel que pasaba por su lado. Un Bushi (Guerrero) caminó cerca de este y el caballo le pateó. Entonces el bushi se alejó de un salto, esquivando así la patada y prosiguió su camino. Otro bushi caminó al otro lado del camino, evitando ser golpeado por el caballo; el tercer bushi caminó dando un gran rodeo para alejarse del caballo.
    El Taoista pregunto a su discípulo: De estos tres, quien posee el nivel de maestría más alto?

    El discípulo dijo : Creo que el primero, por que esquivo la patada del caballo.

    El Taoista respondió: Ese no es el caso. Es aquel que evita alejándose lo más posible del caballo.

    Que piensa de esta historia?

    Confucio decía que se debe caminar el Do de la grandeza. No caminar por lugares oscuros. No acercarse a lugares malolientes. Siempre caminar por caminos amplios y luminosos. Sí decides vivir con una postura correcta, no camines por lugares oscuros y malolientes. Creo que probablemente has entendido lo que quiero decir.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 2
    ¿¿Muay Thai, el arte marcial mas fuerte del mundo??

    OSS, SOSAI:

    Hace algún tiempo mientras leía un libro de artes marciales, decía lo siguiente: Muay Thai, el arte marcial mas fuerte del mundo. Yo, como persona que cree que Kyokushin Karate es el arte marcial más fuerte del mundo, siento una gran insatisfacción al respecto, Aún así, basándome en mi propia experiencia, he pensado sí habría alguna debilidad en Kyokushin Karate. Obviamente, durante un combate real, un luchador de Kyokushin probablemente dirigirá sus puños hacia la cabeza de su oponente, cuidándose a sí mismo de los ataques a la cara por parte de su oponente. Sin embargo, los competidores en los torneos de Kyokushin están fuertemente concentrados en ganar, y debido al resultado de ignorar los ataques faciales durante los entrenamientos, no causaría esto cierta debilidad? Probablemente usted aconseja a los competidores para que trabajen en este aspecto, pero no creo que cada uno este completamente preparado para este tipo de ataques. Por esta razón, que piensa usted en proponer una nueva regla en los torneos don de los luchadores vistan algún tipo de guantes y se permitan los puños a la cara? Pueden crearse algunas complicaciones por el uso de guantes, pero creo que el objetivo final es más importante.

    En verdad Kyokushin Karate es supremo en cuanto a su espíritu y poder, pero no es un complicación que las reglas de torneo pongan un alto en el área de las técnicas en lo relacionado con cierto tipo de ataques y defensas?


    SOSAI REPONDE:

    Es una muy buena pregunta, directa en su motivo y esencia, pero para responder completamente al respecto, debo hablarle primero de los detalles, tales como en que consiste Kyokushin Karate que he creado, su Rinen, filosofía y varias experiencias que he vivido antes de que las actuales reglas fueran desarrolladas. Así que sí están a su alcance, me gustaría que leyera los libros que he escrito para que pueda entender algunas cosas tales como mi concepto personal sobre que es Karate y lo que debería ser.

    Karate es Budo, primero que todo, es cual debe ser combatido solo con pies y manos vacías, sin poner nada en su cuerpo. Este es el precepto central del Karate. Kyokushin Karate debe golpear directamente a su oponente solo con pies y manos. Es por esto que Kyokushin Kai es llamado con frecuencia estilo CHOKUSETSU DAGEKI.

    Sí se usaran guantes, ya no seria Chokusetsu Dageki. Sería entonces un estilo indirecto de contacto pleno, aunque no se si existe tal definición. Cuando los cuerpos de un hombre y su oponente se golpean directamente el uno al otro, se le llama Chokusetsu Dageki. Es cuestionable sí un combate debe ser llamado Chokusetsu Dageki cuando se lleva guantes o caretas.

    Usted puede pensar que es algo trivial discutir sí se usan guantes ó no. Sin embargo, cuando usted empieza a llevar guantes por alguna razón, la misma lo llevara a usar protección para la cabeza. Luego sigue el cuerpo, luego los pies y así sucesivamente, haciendo que el Karate se aleje de su precepto central.

    En segundo lugar, en verdad creo que pueden haber algunos competidores que solo entrenan para los torneos donde no son permitidos los golpes a la cara. Bien pueden haber algunos competidores que son débiles en los ataque a la cara. Pero se llega a la conclusión de que solo hacen una porción de lo que es Kyokushin Karate. Sí en realidad usted quiere practicar seriamente Kyokushin Karate, empezando con los entrenamientos de Kihon, estará en capacidad de defenderse de los ataques a la cara. Tal es la esencia del Kihon. Sí se deja Kihon a un lado y solo se entrenan las técnicas con el propósito de ganar un torneo, en verdad tendrá debilidad en defenderse de los ataques a la cara, como usted dijo. Kyokushin Karate esta organizado estructuralmente desde Kihon, Ido, Kata, Yakusoku Kumite y Jiyu Kumite, por lo cual es importante entrenar todo por completo.

    En tercer lugar, le pregunto, alguna vez usted ha combatido en un torneo de Kyokushin. Usted dice simplemente que deben permitirse los golpes a la cara, pero permítame hablarle de la intensidad de lo que experimentan estos competidores. Todo tipo de SHIAI es tal que para combatir los competidores aceptan ciertas reglas.

    Cuarto; debe haber alguien que diga que Muay Thai es el más fuerte. También otros dicen que Judo es el más fuerte, ó Kendo, ó Boxeo, etc. Este tipo de opiniones existen aún en el mundo del Karate, ya que cada uno proclama que este ó aquel es más fuerte que Kyokushin. Existen muchas opiniones las cuales, a medida de que las escucho, empezaba a creer que Kyokushin Karate era en verdad el Karate más débil del mundo. Aún así, proclamo continuamente en voz alta que el Karate es la forma más fuerte de las artes marciales y Kyokushin es el Karate más fuerte. Esta es mi creencia y Rinen, habiendo dedicado mi vida entera y sosteniendo numerosos combates contra otros estilos de lucha.

    Kyokushin no es un grupo de dioses ó algo por el estilo, por lo tanto existen errores, y dentro de una organización que crece cada día más con sus practicantes, también existen personas que buscan otras maneras hacia lo que es el Karate. También aparecen competidores que han olvidado que Kyokushin Karate es Budo. Aunque puedo enseñarle a estos individuos que lo que piensan es incorrecto, no puedo amarrar cuerda a sus cuellos y forzar a cada uno en convertirse en Masutatsu Oyama.

     

    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 3
    … creo que necesito el Budo

    OSS, MASUTATSU OYAMA SENSEI

    Tengo 17 años. He asistido a la secundaria, pero debido a una situación ya no estoy estudiando, y me encuentro sin trabajo. He empezado a odiar mi manera de ser. No puedo continuar así. Debo disciplinar mi desolado espiritú y darle un nuevo inicio a mi vida. Para distraerme, creo que necesito el Budo, especialmente Kyokushin Karate. Aunque tengo una fuerte voluntad, nunca antes he practicado algún tipo de deporte y no tengo la confianza en mi mismo para hacer Karate. Me gustaría que me aconsejara.


    RESPUESTA

    ¿Qué piensas de esto? Conviértete en Uchideshi.

    Si te conviertes en Uchideshi y te gradúas después de 3 años de seguir una disciplina, te convertirás en un gran hombre. Esto te lo aseguro. Debido a que algunas cosas no se pueden lograr solo, estando con otras personas, presionándose entre sí, uno puede exigirse con más dureza.

    Sí otros pueden lograrlo, tú también lo harás. No se que tan serio eres al respecto, y si tienes planes para el futuro, así que no estoy seguro sí esta es la respuesta a tu pregunta. Pero por que no te conviertes en Uchideshi con un espiritú como el tuyo y vivir el Karate-Do. Sí tienes las agallas, puedes lograrlo.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 4
    … sobre Yoshida Kotaro Sensei

    OSS, SOSAI

    Oyama Sensei escribe en uno de sus libros llamado Lo Oculto de Kyokushin Karate, sobre Yoshida Kotaro Sensei. Lo leí con gran entusiasmo, pero quisiera saber mas sobre Yoshida Sensei.

    R.Kim y Yoshida Kotaro


    RESPUESTA

    Yoshida Kotaro Sensei es SHIHAN ( Maestro ) de Shiragi Saburo Takeda Ryu de Yawara ( Forma japonesa de Karate ). También era Ani Deshi (Discípulo Mayor ) de Ueshiba Morihei Sensei, el fundador del Aikido, y él mismo inició su estilo llamado Daito Ryu Aiki Bujutsu.
    Fue solo 2 años que conocí a Sensei, y luego fue solo por correspondencia, así que no se mucho sobre él en lo personal.

    Aquellos que son conocidos como Maestros hacen entrenamientos tan extraordinarios, y Yoshida Sensei fue uno de ellos. Podía atrapar una mosca con un par de palillos, pero para alcanzar tal nivel se debe entrenar un largo tiempo. Sensei solía vestir el kimono tradicional y su cabello largo. También llevaba un Tessen ( abanico de guerra ). Cuando solía venir a mi casa, gritaba TANOMOH, TANOMOH (forma tradicional de decir Disculpe ) en la entrada. Y con voz fuerte decía: Esta en casa el señor Oyama?.

    Aún cuando se sentaba, sostenía su Tessen verticalmente con su brazo levantado. Esto fue hace 30 años, y cuando sostenía a mi hija como si fuera su nieta, ella se asustaba y se ponía a llorar.

    Era un buen maestro. Aprendí de él las llaves inversas técnicas de extremidades. También aprendí técnicas de defensa personal para mujeres, usando un parasol, Jojutsu y Bojutsu. Estos fueron elementos importantes para completar mi propio Karate.

    Sensei me entrego Menkyo Kaiden. Aunque ya en esa época era ya no se entregaban ese tipo de distinciones, es lo único que prueba mi relación con Yoshida Sensei.

    Menkyo Kaiden en el Honbu de Oyama

    En 1962 me envió una extensa carta, y nos reunimos de nuevo, antes de que falleciera. En la carta, expresa sus pensamientos respecto al significado y la esencia de convertirse en maestro de un arte.

    Fue una carta de la que puedo decir de corazón que se preocupó por alcanzar un elevado nivel de maestría. Aún no olvido lo mucho que me conmovió é inspiro esta carta. El momento en que escuche de su muerte, me di cuenta de el objetivo final de la carta era encomendarme, como un Bujin (Hombre de artes marciales), el Budo Japones para el resto del mundo.

    Cuando recuerdo a Sensei, siento la sensación de que se me ha encomendado una misión de fé; llevar el Budo y el Bushido de Japón a un nivel más alto, y difundirlo en todo Japón y en el mundo.

    Secuencia de entrenamiento de Oyama con Richard Kim (compañero de Oyama durante su instrucción con Kotaro)

    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 5
    … respecto a Oyama Dojo

    MASUTATSU OYAMA SENSEI

    Aunque solo soy un fanático de Kyokushin Karate, he leído muchas historias sobre el estilo, me llama especialmente la atención lo que concierne al Oyama Dojo, el predecesor al actual Kyokushin Kai kan.

    Podría contarme algo respecto a Oyama Dojo, los tipos de entrenamientos que se realizaba, su relación con otros estilos y su propia impresión al respecto?

    SOSAI RESPONDE

    Lo que más recuerdo de esos días de Oyama Dojo son los fuertes discípulos que tenía. Taketoki Kurosaki, Masashi Ishibashi, Eiji Yasuda… Había varios muy fuertes, pero en especial estaba Ichiro Haruda, quien se hizo famoso con la serie de libros animados KARATE BAKA ICHIDAI, donde se le llama Shohgo Ariake.

    En ese tiempo, solo tenía 17 años, medía 1.83 mts., y pesaba alrededor de 85 Kg. de peso. Nadie podía bloquear por completo sus poderosas patadas. Eiji Yasuda, quien en esa época era el mejor en cuanto a la excelente ejecución de las técnicas, estaba tan asombrado que decía: Nunca he visto a alguien tan fuerte como él. Los entrenamientos eran diferentes a los de la actualidad, como hacer Ido y Kihon al mismo tiempo. Hoy hacemos Kihon en la posición Sanchin, lo que no hacíamos en esos días. Se empezó a hacer en Sanchin a medida que empezó a aumentar el numero de estudiantes en el pequeño dojo.
    En aquellos tiempos de Oyama Dojo, solo asistían 15 personas por clase, lo que nos permitía hacer Ido y Kihon al mismo tiempo. Cada elemento de Kihon estaba incluido dentro de Ido. Después del calentamiento, empezábamos con el entrenamiento de Ido. En la actualidad hacemos Ido en Zenkutsu Dachi, pero en esa época lo hacíamos en Zenkutsu Dachi, Kokutsu Dachi, Neko Ashi Dachi, Sanchin Dachi,Kiba Dachi, y otras posturas. Después realizábamos Ido con rotación, pero usualmente finalizábamos en Kiba dachi.

    El entrenamiento se realizaba tres veces en la semana, dos eran para Kihon y uno se centraba en Kumite.

    Después del calentamiento y algo de Ido, se daba inicio a Kumite, el cual era de lo que ahora se conoce como Contacto Facial. En este tipo de contacto no se golpeaba con los puños sino con las palmas de las manos.
    Debido a que se golpeaba con las palmas, todos combatían con las manos abiertas, siendo más fácil bloquear, agarrar, y golpear; pero también se lesiona fácilmente. Los dedos se rompían, y algunas veces las palmas se cortaban. Creó que esto le ocurrió a muchas personas en aquel entonces.

    Basándonos en estas experiencias, ahora se instruye que se debe combatir con los puños cerrados. Aún así cuando esto se vuelve un habito, es difícil corregirlo.

    Nunca pertenecimos a un estilo especifico, como Goju Ryu ó Wado Ryu. Nos llamabamos NIHON KARATE DO OYAMA DOJO, pero no existía un estilo conocido como NIHON KARATE DO RYU.

    Pronto los discípulos empezaron a decir: Llamémonos como un estilo de Ryu ( escuela, sistema ). Así que tomamos un poema de Budo que dice: Ser Shosin (Corazón de principiante) después de mil días. Ser Kyoku (guía) después de diez mil días.

    Se unió el carácter Kyoku a la palabra Shoshin, dando como resultado KYOKUSHIN, y todos estuvieron de acuerdo. Sin embargo, dijeron que no era bueno tener un nombre similar al de un grupo Yakuza. Así que cambiamos el carácter Shin ( Corazón ) por Shin ( Verdad ) y así es como el nombre de KYOKUSHIN se creó.

    Boby Lowe practicando rompimientos junto a Sosai Oyama y Jon Bluming en el Oyama Dojo

    Bluming practicando en el Oyama Dojo

    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 6
    … sí Kyokushin los absorbe técnicas, sería más fuerte de lo que ya es!

    SALUDOS OYAMA SENSEI

    Siempre he querido practicar algún tipo de arte marcial después de interesarme en el Kempo Chino, a través de las películas de Jacky Chan que veía cuando era pequeño. No pude continuar debido a la oposición de mis padres, así que he continuado estudiando por mi cuenta, leyendo varios libros sobre Kempo Chino, y especialmente los libros de Oyama sensei.

    Referente a lo que he leído sobre Kempo Chino, parece incluir una gran variedad de estilos, desde los más prácticos hasta algunos similares a danzas.

    Aún con los estilos que parecen muy prácticos, están fuertemente basados en los Kata. En el momento en que empecé a leer sus libros, me dí cuenta de este era el verdadero Budo que estaba buscando.

    Sin embargo, las técnicas de Kempo Chino que he visto tienen más variedad que las de Karate; y dentro de estas técnicas, hay algunas que pueden ser consideradas excelentes.

    Creo que Kyokushin Karate es el arte marcial más fuerte. Una razón se debe a que absorbe libremente lo mejor de otros estilos; pero me parece que no hay técnicas directamente importadas del Kempo Chino. Me parece que existen varias técnicas, tales como patadas aéreas y barridos de pierna, que sí Kyokushin los absorbe, sería más fuerte de lo que ya es.

    Me disculpo por escribir un comentario tan arrogante. Por favor discúlpeme, pues es mi deseo el contribuir al desarrollo de Kyokushin.

    SOSAI RESPONDE

    Cuando se retrocede en la historia del Karate, se puede observar que está conectado con el Kempo Chino en muchas formas. El documento más antiguo que se ha escrito al respecto en forma detallada es el NIHON SHOKI, donde se describe el combate entre Nominosukune y Taimanokehaya en el siglo 4. También existe un mural, un dibujo referente al Kempo llamado SHUHAKU, hecho durante el mismo periodo de tiempo en la nación de Kokuri. Es el mismo Kamae ( postura ) en Karate.


    En base de estos datos, existe una prominente teoría de que el origen del Karate proviene de las tribus de Mongolia, y que el Kempo Chino se desarrolló bajo la influencia del Kempo Mongol; y con los movimientos suaves característicos del sur del continente, numerosas formas de kempo Chino fueron creadas.

    En Japón, Kempo se convirtió en Sumo, disminuyendo su capacidad de golpeo. Aquí es donde entra el Kempo Chino, llamándose YAWARA en Japón, y KARA-TE en Okinawa. Kyokushin Karate está basado en ambos, al tiempo que absorbe aspectos de otras artes marciales, convirtiéndose en un arte mundial de Kempo. Como puede ver, el Kempo ha sido una gran influencia.

    Sí observa la historia del Karate, el linaje de las técnicas de Karate, en su origen, provienen del Kempo Chino. La relación es que el Kempo Chino es originalmente influenciado por el Kempo Mongol.

    La técnica de barrer la base ( piernas ) que usted menciona se llama ASHI KAKE WAZA en Karate, y esta técnica también existe en Kyokushin, siendo utilizada continuamente en los combates. Las patadas aéreas destacan y representan a Kyokushin Karate, lo que me lleva a pensar que probablemente usted no ha visto los torneos de Kyokushin.

    También puede decirse que talvez usted ha elevado al imagen del Kempo Chino a través de películas. Es posible ejecutar una variedad de técnicas intrincadas, ó lo que parecen ser técnicas, que pueden ser diseñadas de la forma que usted se imagine. La cuestión es sí usted puede utilizarlas en Kumite y en combates reales; aún sí usted ve que se ejecutan en combates reales, surge la pregunta sí estas técnicas pueden ó no derribar al oponente.

    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 7
    No hay razón alguna para apresurarse.

    OSS, MASUTATSU OYAMA SOSAI

    Escribo esta carta porque quiero preguntarle sobre el entrenamiento en Kyokushin Karate. Tengo 15 años de edad, y creo que debo decidir mi futuro y metas por ese camino, que es ser fuerte en Kyokushin Karate, y seguirlo toda mi vida. El significado de la palabra fuerte debe ser diferente para cada persona. Para mí, es ser campeón de Kyokushin y ser el segundo Masutatsu Oyama. Creo que muchas personas piensan lo mismo.

    Pero Sensei nos dice en su articulo Los Ojos del Puño en la revista Power Karate: No hay razón alguna para apresurarse. Es bueno subir las escaleras paso a paso, lento pero seguro. Creo que es la verdad en el sentido de que sí sigue este camino, será más fuerte que la mayoría; pero para personas como yo que desean ser fuertes según mi criterio, creo que para cuando llegue a ese nivel, estaré en la edad de retirarme como luchador. No intento discutir las palabras de Sosai, pero creo para convertirse en un segundo Masutatsu Oyama se debe apresurar, aunque fuera un día, para acercarse al nivel de Sosai. ¿Qué piensa usted de mi comentario?


    SOSAI RESPONDE

    Es una excelente pregunta, la aplaudo. Y lo que usted dice es cierto, así que no hay razón para corregirlo.

    Como escribí en mi articulo Ojos del Puño, las personas que empiezan a entusiasmarse desde temprana edad con el Karate, y son muy buenos en poco tiempo, también se desgastan rápidamente. Opuesto a esto, están aquellos que se les llama TAIKI BANSEI. Quiero que la gente sea Taiki Bansei, como yo lo fui.

    Subir las escaleras paso a paso, también significa mejorar con seguridad paso a paso. Un rápido ejemplo sería hacer 100 flexiones con dos dedos, nadie puede hacerlo desde el comienzo. Primero debe hacerse con los puños, luego con 5 dedos y 3 dedos. A medida de que se suben las escaleras, al final podrá hacerlo con 2 dedos.

    Para hacer cada tipo de flexiones toma 3 años, así que para hacerlo en dos dedos tardara 10 años. A esto me refiero cuando digo que se deben subir las escaleras con seguridad. Aún sí se apresura a hacer flexiones en 2 dedos, no solo no podrá hacerlo, sino que puede llegar a renunciar al Karate.

    Miyamoto Musashi se enfrentó a un espadachín llamado Arima Kihei y lo derrotó con un solo golpe, teniendo la misma edad que usted tiene.

    Otra historia cercana a nosotros es sobre un muchacho que ingresó en Kyokushin Kai cuando tenía 13 años, y a los 17 entró por primera vez en el torneo de Japón, ubicándose en el cuarto lugar. Él es Matsui Shokei, quien después sería campeón del mundo. Es cierto que hay casos como este, pero sí quiere entrenar Karate toda la vida, es mejor que ser Taiki Bansei. Sin embargo, como es su deseo, quiero que sobrepase a Masutatsu Oyama. Para poder lograrlo, debe ser un campeón, pero también quisiera verlo enfrentarse a un toro. Quiero ver por lo menos a una persona que pueda derribar a un toro de un golpe. Ha sido mi sueño por mucho tiempo. Tiene que lograrlo antes de los 30 años, así que le quedan 15 años más para entrenar.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 8
    … constantemente me molestan!!

    SALUDOS, MASUTATSU OYAMA SOSAI

    Estoy en décimo grado de secundaria, y en mi escuela hay personas que constantemente me molestan. Al principio, pensé en pedir ayuda a mis profesores, pero quiero hacer algo por mí mismo, así que empecé a entrenar otros estilos de Karate. Aún no tengo confianza en mí mismo después de un año de practica.


    SOSAI RESPONDE

    Es bueno no depender de otros. Es algo respetable. Por favor no olvides ese coraje y espiritú Shoshin. Ahora, lo que debes hacer es tener confianza en ti mismo como hombre. Para que puedas tener esa confianza, debes empezar a entrenar Kyokushin Karate. Sí lo haces, entenderás lo que quiero decir.

    Kyokushin Karate es difícil en verdad. No es un deporte; es Budo.

    Por esto, mientras no olvides esa seguridad y Shoshin, definitivamente podrás lograrlo. Esto también es importante para tu propio futuro.

    Sí dominas Kyokushin Karate en cierto punto, creo que los oponentes empezaran a retroceder. Esta es la realidad.

    SHOSHIN: Corazón de principiante. Concepto filosófico muy apreciado en cualquiera de las artes japonesas, tales como las Artes Marciales, Ceremonia del Te y la Caligrafía, especialmente por los veteranos de dicho arte.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 9
    SOSAI OYAMA
    Como conoció y que significa su esposa…?, Sosai

    La señora Oyama es la hermana mayor del famoso actor Katso Fujimaki. Como la conoció, y que significa ella para Sosai?


    SOSAI RESPONDE

    La conocí en el concurso Miss Japón que se realizó en un salón de baile después de la guerra. Fue tercera en el concurso. Entre los jueces se encontraba Kikuchi Sensei. Yo pasaba casualmente cerca de allí y decidí entrar. Es ahora que puedo decir que, para mí, mi familia son dioses.

    Creo que debo a mi familia lo que ahora soy. Por ejemplo, no regrese a casa durante 5, 6 años mientras entrenaba en la montaña. Normalmente, una esposa se divorciaría y se casaría con otro hombre. Pero ella espero por mí.

    Parece que su familia y allegados se reunieron para decirle: El esta loco, así que no hay caso para que lo esperes. Nos encargaremos del niño para que te cases con otro hombre. Es obvio, pues un hombre que se casa y tiene un hijo, luego se va a la montaña por 6 años sin escribir una carta.

    Sin embargo, ella se mantuvo: Oyama no está muerto, él vive. Aunque esté loco, soy la madre de su hijo, así que no es obvio que espere por él? Algún día su fiebre se curará.

    Ella llamaba a mi entrenamiento de Karate Fiebre sin enfermedad.

    Y espero por mí durante 6 años. Es por esto que me enternezco cuando estoy con mi familia.

    Afortunadamente, mi esposa me dice ahora:

    ¡¡Nunca pensé que tu Karate llegaría a esto!!


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 10
    Kyokushin es el más fuerte??

    OSS, OYAMA SOSAI:

    Usted nos dice con frecuencia: De todas las artes marciales, la más fuerte es el Karate; de todos los estilos de Karate, Kyokushin es el más fuerte . Que quiere decir con la palabra FUERTE? Significa que las reglas de un torneo de Kyokushin son lo más cercano a un combate real? Y sí fuera un combate real, un practicante de Kyokushin no perdería?

    No es prácticamente imposible asegurar que un estilo de artes marciales determinado es el más fuerte?
    Aún sí el mejor luchador de un estilo vence a otro de un estilo distinto, no es este el resultado de un esfuerzo individual sin determinar cual es el estilo más fuerte. Sosai dice: Solo existe una diferencia entre Kyokushin y otros estilos. Kyokushin tiene RINEN (convicción).

    Entonces, no debería usted decir KYOKUSHIN KARATE ES EL MAS GRANDE en lugar de EL MAS FUERTE?

    Anónimo


    SOSAI RESPONDE:

    Uno de mis primeros discípulos era un hombre que era muy culto y excelente conversador. Sí se iniciaba una conversación sobre estilos chinos de Wushu, especialmente estilos de boxeo chino, nadie hablaba tanto como él lo hacía. También había publicado un cierto numero de libros. Había leído mucho y estaba bien informado, hasta el punto de parecer que lo sabía todo. Aún refiriéndose al Kendo japonés, su conocimiento era abundante.

    Hace un tiempo se desarrollo una conversación entre este hombre, un conocido escritor de novelas de espadachines y yo; él conocía más de Kendo que el famoso escritor. En un punto de la charla, le dijo al hombre:
    Aún eres joven, así que por que no lo experimentas? Si no experimentas, la gente no reconocerá lo que sabes, le dijo, aconsejándole.

    Sí este hombre tuvo algún combate contra algún practicante de un estilo chino, nunca sucedió; no era bueno en Karate, como tampoco en un combate real. Nunca es convincente lo que alguien dice de algo que nunca ha hecho. Me gustaría decirle lo mismo. Usted tiene que experimentar para hacer un numero de evaluaciones; yo escucho seriamente una critica basada en una experiencia real, después de haber dicho: Así duele sí recibo un puño ó una patada. De hecho, hay muchas cartas que siguen llegando, diciendo que este estilo y aquel tienen contacto facial, este y aquel llevan mascaras, Kyokushin es débil en ataques a la cara, etc. Especialmente estas personas que me escriben este tipo de cartas usualmente nunca han experimentado dolor.

    Aquel que entra a torneos varias veces, que es conciente de su debilidades y fortalezas no dice tales cosas. Usualmente esto sucede como resultado de solo teorizar lógicamente, producto del conocimiento de haber leído algunos libros y escuchar alguna conversación. Determinar cual es el más fuerte, el mejor ó el más maravilloso, es algo que deseo que evalúe en base de su experiencia actual.

    Usted escribe que ganar un torneo es producto del esfuerzo personal, y en verdad, como usted dice, el esfuerzo personal es el elemento más importante, pero no se puede lograr solo con esto.

    Ganar todos los combates y llegar a lo más alto depende adicionalmente de un buen instructor, haber aprendido la forma correcta del Karate, talento natural y la suerte del momento. El esfuerzo es obviamente lo más importante, pero sí se hace el máximo esfuerzo con un mal instructor ó se entrena incorrectamente, aquel que debe ser un luchador fuerte no podrá serlo.

    En este aspecto, Kyokushin tiene muy buenos instructores, y cuenta con la más efectiva y correcta forma de entrenamiento para hacer fuerte a una persona. Tiene todos los elementos y ambientes para hacerse fuerte.

    Adicionalmente, otro elemento importante es el contar con oponentes fuertes para estimular y disciplinarse mutuamente dentro de la organización. Debido a que la cantidad de practicantes es mucha, los más fuertes habrán de sobresalir.

    Los estudiantes entrenan con sangre y sudor con la convicción de mientras practican el Karate mas fuerte que Masutatsu Oyama ha fundado, se harán más fuertes. Es por esto que tantos luchadores fuertes salen de Kyokushin Kai Kan.

    En un grupo de cuervos, solo se unen los cuervos. Un águila se uniría a un grupo de cuervos? Se uniría a un grupo de águilas. Por que? Las águilas se unen por que son las más fuertes. Tener un grupo de luchadores fuertes es otra base para que luchadores más fuertes surjan.

    Durante medio siglo, he vivido con el Karate solamente, experimentándolo con mi propio cuerpo. Frecuentemente menciono que he tenido encuentros contra otros estilos de lucha. Es a través de estos encuentros que he desarrollado Kyokushin Karate. Es por esto que digo que Kyokushin Karate es el más fuerte, y digo a mis discípulos que me superen. Es mi creencia y Rinen de que Kyokushin es el mas fuerte. Aunque es simple decir 50 años., es bastante tiempo, durante el cual solo he estado dedicado al Karate. Y sí hubiera pensado que mi Karate no es el más fuerte, probablemente habría renunciado.

    Sí aún sigue pensando que Kyokushin no es el mas fuerte, no puedo evitarlo.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 11
    Kyokushin Karate no ha superado el espectro de la lucha callejera!!

    ESTIMADO SOSAI MASUTATSU OYAMA

    Han pasado seis meses desde que empecé a practicar un estilo de Karate sin contacto. Al comienzo tuve el privilegio de estudiar Kyokushin Karate; sin embargo, debido a que mi padre había practicado un estilo SUDOME de Karate fui invitado al Dojo al que ahora pertenezco. Recientemente vi un torneo de Kyokushin Karate por televisión. Lo que observe era la solidez en los combates que no había visto en otros estilos de Karate, y esto me dejo impresionado. El poder, la velocidad, la técnica, el espíritu y la intensidad de cada competidor me emocionaron profundamente, y en ese instante sentí la necesidad de aprender este estilo, para poder tener tal fuerza, poder y humildad; creo que es lo que siempre he buscado. Pero el Sensei de nuestro Dojo dice: Kyokushin Karate no ha superado el espectro de la lucha callejera. Siento pena por los estudiantes que han sido enseñados de esta manera.

    Me sentí decepcionado de que Kyokushin Karate, el cual siempre he respetado, era criticado de tal forma.

    Cual es la autentica imagen del Karate, como es la verdadera forma de alguien fuerte.

    En el futuro me gustaría tener el privilegio de entrenar en un Dojo de Kyokushin Karate. Sin embargo me preocupa que siendo un practicante de Sudome Karate, tenga la condición física para seguir el entrenamiento.


    SOSAI RESPONDE

    Que diferencia hay entre el Karate que buscas y el que practicas ahora es algo que debes observar y decidir. Al tomar esta decisión, bajo tu responsabilidad, es mejor hacer justo lo que piensas.

    Respecto a lo que dice tu Sensei, me parece que se debe temer más a aquellos individuos que son ignorantes. Son ellos los que deben sentirse mal. Nunca he considerado que el Sudome Karate sea malo; sin embargo a través de mi experiencia, he llegado a la conclusión de que la falta de contacto no es la manera más fuerte del Karate; es ahí donde he iniciado la forma de Karate Chokusetsu Dageki. Es por esto que sí me preguntan cual es la verdadera forma del Karate, contestare orgullosamente que es Budo Karate, el estilo de contacto pleno Chokusetsu Dageki Karate.

    Sí Kyokushin Karate solo esta en el espectro de las peleas callejeras, es algo que debes decidir por ti mismo. Que es eso de sentir pena por los estudiantes que son enseñados? Nadie es forzado a aprender, y muchos estudiantes pagan para asistir y entrenar en el Dojo. Esto sucede en Japón y en el mundo. No están siendo enseñados sino que están aprendiendo.. Cualquiera puede renunciar sí se cansa pero cada año Kyokushin Karate florece más. Como siempre digo: Sin practica no se puede probar, sin prueba no se puede confiar, sin confianza no hay respeto.

    Musashi siguió el Camino de la Espada a través de duelos a muerte contra numerosos expertos de la espada, y los derrotó a todos, probando así su fortaleza. Es por esto que el Libro de los Cinco Círculos es confiable, convirtiéndose en una pieza maestra por siglos. Suponiendo que el Libro de los Cinco Círculos hubiera sido escrito sin la experiencia del combate, nadie le daría el debido reconocimiento. Determinar sí puedes ó no seguir el entrenamiento de lo que no debes preocuparte. Tampoco te preocupes por haber practicado un estilo de Karate sin contacto, pues yo también lo practiqué.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 12

    ESTIMADO SOSAI

    ¿…quien cree que sea el espadachín más fuerte de la historia?
    Ya que usted menciona constantemente al legendario espadachín Miyamoto Musashi, quien cree que sea el espadachín más fuerte de la historia? En mi opinión no sería otro que Miyamoto Musashi, aunque han existido otros notorios espadachines tales como Tsukahara Bokuden y Murame Kurando, quienes son conocidos como ESPADAS DIVINAS.

    Alguno de ellos podría estar al nivel de Musashi.

    Refiriéndose a Tsukahara, tal vez podría superar a Musashi en un combate actual, pero la razón por la que digo que Musashi es el espadachín más fuerte de Japón es porque sostuvo encuentros contra oponentes de casi todos los estilos de combates y diversos tipos de armas, derrotándolos a todos. No ha existido nadie que haya creado una táctica de combate con espada tan variable y cambiante, además de haber escrito el Libro de Los Cinco Círculos y estructurar su propia filosofía del Camino de la Espada.

    Hoy, algunos cientos de años después de su tiempo, nuestra forma de vivir se ha enriquecido pero la espiritualidad ha decaído. Tal vez es ahora la época en la que el Bushido se convierte en una necesidad para todos. Aún existía el espiritú del Bushido dentro de la gente hace 120 años. Los samurai de dicha época estaban en la adolescencia (15-20 años) y arriesgaron sus vidas, viviendo con Honor, Principios y Convicción para construir una nueva como fue Mejí. Que opina al respecto?

    Respetuosamente

    Anónimo (18 años)

    Respuesta

    Es verdad lo que ha escrito, y de acuerdo a Miyamoto Musashi Sensei, es verdad que no hay nadie como él. Además tuvo un gran maestro como fue el monje Takuan. Musashi fue confinado y aislado en Hiroshima por 3 años. Durante este periodo de su vida, estudió literatura de una manera rigurosa. El monje Takuan le dijo: En verdad eres muy fuerte, pero no hay alma dentro de ti. En adelante, Musashi estuvo siguiendo el Camino de la Espada y al final escribió el Libro de los Cinco Círculos.

    En la actualidad, no solo en Japón sino en todo el mundo, el nombre de Miyamoto Musashi es bien conocido. Su libro se ha publicado en América, y hasta en Corea, la novela MUSAHI de Yoshikawa Eiji ha sido leída por muchos jóvenes.

    Es admirable no solo por su fuerza y dominio de la Espada, sino también por transmitir sus conocimientos a las generaciones futuras a través de sus escritos. Como siempre digo: Sin practica no hay prueba; sin prueba no hay confianza; sin confianza no hay respeto. Musashi practicó activamente el Camino de la Espada a través de los combates a muerte contra numerosos expertos de la Espada, derrotándolos a todos, y probando así su fuerza y destreza. Es por esto que el Libro de o Cinco Círculos es confiable y se ha convertido en una pieza maestra por siglos. Sí decimos que el Libro de los Cinco Círculos fue escrito sin que Musashi careciera de la experiencia del combate, nadie le daría el reconocimiento que hoy tiene. No veo error en lo que usted ha dicho.

    Durante la Restauración Meiji, fueron los Samurai más jóvenes quienes participaron y ayudaron a iniciar la nueva era de Japón, así como lo ha hecho la juventud en cualquier hecho histórico, arriesgando la vida con su devoción y pasión para así cambiar a las naciones.

    Tokugawa Ieyasu debió planear que su gobierno no duraría solamente 300 años sino 500 ó 1000 años. Sin embargo, alrededor de del final de la era Tokugawa, los adultos se aferraban a su autoridad, reuniéndose y discutiendo, mientras que los jóvenes practicaban. Ellos pensaban que sí la situación continuaba, Japón sería destruida por otras naciones, entonces algo debía hacerse y decidieron ponerlo en practica de inmediato. Es así como nació la nueva era. Cuando el mundo está a punto de cambiar es siempre la energía de la juventud la que impulsa estos cambios.


    --------------------------------------------------------------------------------

    Carta 13
    Ueshiba y Takeda poseían técnicas, movimientos y habilidades que estaban al nivel de la maestría divina

    ESTIMADO SOSAI:

    Soy un gran aficionado a Kyokushin Karate. Ya que he leído libros sobre el maestro Sokaku Takeda de Daito Aikijujutsu y Morihei Ueshiba de Aikido, me gustaría preguntarle sobre estos dos conocidos maestros de las artes marciales. Respecto al Aikido, leí en uno de sus libros, donde usted se refiere a este arte marcial como una danza de Karate. Puede ser así si hablamos de Aikido moderno pero me parece que Ueshiba y Takeda poseían técnicas, movimientos y habilidades que estaban al nivel de la maestría divina. Sí usted y ellos estuvieran en su plenitud y sostuvieran un encuentro, no serian aún formidables oponentes? Creo que usted entiende lo que puedo decir, ya que usted aprendió el estilo Daito Aikijujutsu en su juventud con Yoshida Kotaro.

    Respetuosamente

    Anónimo.(16 años)


    Respuesta

    Aunque nunca conocí a Takeda Sokaku Sensei, mantuve una amistad con Ueshiba Sensei. También aprendí mucho de Yoshida Sensei.

    Puedo afirmar que ambos maestros eran verdaderamente fuertes.

    Hace mucho tiempo, cuando visitaba a Yoshikawa Eiji Sensei,
    él me dijo: Oyama Shihan, ha nacido demasiado tarde en este mundo
    añadiendo que sí hubiera nacido en la época de Miyamoto Musashi, hubiera rivalizado con él. Cuando conocí a Ogawa Shijiro, conocido como Jinsei Gekijoh, dijo: Oyama Shihan, sí usted hubiera nacido en la era Tokugawa, habría luchado con Kiyomasa Kato.

    Kiyomasa Kato fue un famoso general conocido por la Expedición de los Tigres. En broma agregó: Por lo menos se habría enfrentado a los tigres.

    He visto los movimientos de Ueshiba Sensei y Yoshida Sensei. Aún así, no se sí mi respuesta pueda responder directamente su pregunta. simplemente porque nunca tuve oportunidad de enfrentarme a ellos, pero puedo decirle que Judo y Aikido no son rivales para el Karate. Esto es lo que deseo darle a conocer.

    Uno de mis Sempai era un maestro de Judo llamado Masahiko Kimura.
    En Judo, nunca ha existido alguien tan fuerte como él. Era tal su maestría en el arte del Judo que a menudo se dice Kimura no mae ni Kimura nashi, Kimura no ato ni Kimura nashi (Antes de Kimura, no Kimura. Después de Kimura, no Kimura).

    En los años 30, había tres hombres a los que se llamaba Los Tres Intrépidos, siendo estos Masahiko Kimura, PISTON Horiguchi de Boxeo y Futabayama de Sumo.

    Nunca conocí a Futabayama en persona, pero tuve una gran amistad con Kimura y Horiguchi. Debo reconocer lo fuertes que eran estos hombres y los respeto enormemente. En una ocasión me paré de manos y camine con tres dedos frente a Kimura, quedando él bastante sorprendido al ver esto. Era un iluminado en el arte del Judo, pero en Karate no era rival para mí.

    Takeda Sokaku Sensei fue el maestro de Ueshiba Sensei y Yoshida Sensei. Se dice que forzó a un gigante extranjero, el cual causaba violentos disturbios en un tren; pidió misericordia mientras Sensei le agarraba por la garganta y le arrojaba del tren. El desarrollo de esta fuerza es relativo a la que se requiere para parase de cabeza con tres dedos. Entonces, sí estuviera en mi mejor momento en un encuentro contra Takeda Sensei, probablemente no perdería.

     
    © 2017 IKO Catalunya Kyokushin - All Rights Reserved.